Site Loader


Si tienes un trabajo de oficina, tarde o temprano acaba doliéndote la espalda. Puede ser por malas posturas, por no realizar las pausas y ejercicios pertinentes, por una silla inadecuada… o por todo a la vez. La verdad es que no hay milagros, pero elegir una buena silla y seguir las recomendaciones de profesionales puede ayudarte a evitar ese trance o a minimizarlo. Y si pasas muchas horas en tensión jugando con frecuencia, más de lo mismo. En esta guía de compra de sillas para trabajar y jugar vas a encontrar qué tener en cuenta a la hora de elegir un modelo y una variedad de sillas de diferentes tipos y presupuestos



Post Author: Gonzalo