Site Loader


La agencia espacial china se ha anotado un nuevo logro en su palmarés, algo que no viene mal tras sus dos últimos lanzamientos fallidos (en marzo y abril). Y lo destacable de éste es que se trata de una prueba determinante para la puesta en marcha de su próxima misión espacial tripulada.

Según los medios locales, el lanzamiento fue un éxito, de modo que supone avanzar de cara a los que tienen previstos para el próximo año. Se trata del primer lanzamiento con éxito del cohete Larga Marcha 5B, que además de para su nave espacial tripulada se usará para llevar al espacio los módulos de su propia estación espacial.


Con vistas a su estación espacial

Hay que dejar claro que en este vuelo de prueba no había tripulación en el prototipo de la cápsula, pero con el precedente de hoy ya queda algo más cercano que puedan poner en marcha misiones tripuladas tanto suborbitales como circumlunares (como la Apolo 8, la primera misión que logró orbitar la Luna), como explica el periodista especializado en el programa espacial chino Andrew Jones. De hecho, que el lanzamiento de este cohete Larga Marcha saliese bien era clave para algunas de sus misiones más ambiciosas: dos misiones a Marte y una nueva Chang’e a la Luna, ambas con un cohete Larga Marcha 5.


Post Author: Gonzalo