Site Loader

Durante los últimos años una de las cosas que más ha fascinado a los astrónomos son las ráfagas de radio rápidas. Se trata de señales que generalmente provienen de distancias muy lejanas en el espacio y son capturadas por radiotelescopios. A menudo además siguen patrones de repetición que ayudan a entender mejor de qué se tratan. Ahora un nuevo estudio ha analizado el patrón más preciso de estas señales: cuestión de varios microsegundos.


Los pulsos repentinos y repetitivos de las ráfagas de radio rápidas son capturados por los radiotelescopios más grandes del mundo. Apenas duran unos milisegundos, por lo que es esencial estar pendiente y evitar cualquier tipo de interferencia (como un microondas). Si bien esto nos permite deducir en parte su procedencia y qué las causa, un análisis más exhaustivo ayuda aún más.



Revisa la fuente original

Post Author: Gonzalo