Site Loader

Muchos de vosotros ya sabéis que Windows 11 es el nuevo sistema operativo de Microsoft, un software esperado por muchos, pero criticado por otros. Una de las principales razones de estas críticas son los requisitos mínimos exigidos para instalarlo, aunque los podemos evitar, como veremos.

Y es que hay algunos equipos relativamente actuales que se han quedado fuera de esos requisitos mínimos exigidos, lo que por descontado no ha gustado a sus usuarios. Además, algunos de los cambios introducidos en el sistema operativo tampoco han terminado de convencer a muchos. Con todo y con ello, aquellos ordenadores considerados como incompatibles podían instalar Windows 11 por la fuerza.

Sin embargo, este es un movimiento que los de Redmond desde un principio no han aconsejado por motivos de estabilidad y fiabilidad. De hecho, afirmaron que aquellos que forzasen la instalación quizá no iban a recibir actualizaciones futuras. Con todo y con ello muchos usuarios en todo el mundo continúan instalando el nuevo software a pesar de que sus equipos sean considerados como no válidos. Esto es algo que ahora podemos lograr de manera más fácil gracias a un software de terceros.

Os contamos todo esto porque la última versión de Rufus, la aplicación para crear un USB de arranque permite eludir estos requisitos de Windows 11 durante las instalaciones locales. Hay que tener en cuenta que hablamos de un software de código abierto muy útil que no permite crear dispositivo de arranque con todo tipo de sistemas operativos. Evidentemente podemos usarlo para crear un USB de instalación de Windows, entre otras cosas. Además, desde aquí tendremos la posibilidad de usarlo para actualizar o instalar el sistema de los de Redmond.

Rufus se actualiza y facilita instalar Windows 11

Cabe mencionar que hasta ahora Rufus permitía saltarse los requisitos de Windows 11 al instalarlo desde cero. Pero ahora la nueva versión, Rufus 3.18, añade soporte para que nos saltemos esas restricciones al hacer actualizaciones de modo local, por ejemplo, a través de una ISO.

Por tanto, estas actualizaciones pueden utilizarse para dos propósitos, bien reparar una instalación de Windows, o para instalar una nueva actualización de características. Debemos tener en cuenta que Rufus 3.18 actualmente está disponible en su versión Beta, pero ya soporta esta funcionalidad comentada. Asimismo, todo el proceso de creación el soporte de arranque sigue siendo prácticamente el mismo.

Para lograr esto que os contamos, todo lo que tenemos que hacer es descargar la nueva versión de la aplicación. A continuación, la ponemos en funcionamiento con permisos de administrador y conectamos la correspondiente memoria USB que deseamos hacer arrancable. Ahora cargamos la imagen ISO de Windows 11 de la que ya disponemos en el disco duro y cambiamos la instalación estándar a la extendida. Esto nos permitirá crear el dispositivo de arranque sin TPM ni arranque seguro.

rufus windows 11

De esta manera una vez que empieza el proceso de creación, la instalación omitirá la comprobación de los requisitos relativos al TPM y al arranque seguro. Tal y como os podréis imaginar esto nos facilitará en gran medida saltarnos las restricciones impuestas por Microsoft en este sentido. De este modo tendremos la posibilidad de forzar la instalación de Windows 11 sin problema alguno, aunque nuestro PC sea considerado como incompatible.

Revisa la fuente original del articulo

Post Author: cHALo