Site Loader

Los ordenadores Raspberry Pi son de los más básicos que podemos encontrar, pero también son el corazón de proyectos tan simpáticos como ingeniosos. Un claro ejemplo de ello es Pockit, un dispositivo que nos permite «moldearlo» a gusto con distintos módulos de funciones.

Se trata de una creación de un desarrollador llamado Anil Reddy. El joven se ha dado a la tarea de aprovechar al máximo las posibilidades que brinda el soporte GPIO de los Raspberry, que básicamente permite configurarlos para diferentes propósitos en lugar de uno específico.

Un miniordenador con corazón Raspberry Pi CM4

Pockit tiene una caja principal impresa en 3D que alberga, entre otros componentes electrónicos, un Raspberry Pi CM4 con un procesador ARM Cortex-A72 de cuatro núcleos y una base con contactos magnéticos que le permite interactuar con más de 80 módulos de funciones.

Entre los módulos nos encontramos con un lector de tarjetas SD, un conector HDMI, varios tipos de cámaras, un codificador rotatorio, luces LED, complementos mecánicos y más. Podemos elegir un puñado de ellos y, al combinarlos, armar dispositivos completamente diferentes.

Por ejemplo, si queremos convertir la placa principal en un miniordenador de mano podríamos escoger un teclado QWERTY, una pantalla, una batería y un receptor Wi-Fi. ¡Listo! Como cada módulo comienza a funcionar al instante, ya tendríamos un ordenador Linux para diferentes tareas.

También podríamos hacer que Pockit se transforme en un dispositivo IoT compatible con los comandos de voz de Alexa. Podríamos utilizarlo como dispensador automático de jabón hasta para programar y regular la intensidad de la iluminación de nuestra casa.

Pockit Miniordenador Modular

Revisa la fuente original del articulo

Post Author: Gonzalo